Proyecto Ambulante

Login

El cerco informativo contra el zapatismo en Chiapas

Valora este artículo
(2 votos)

San Cristóbal de las Casas, Chiapas, 21 de febrero de 2013.- Estos días de intensos comunicados zapatistas que son publicados fragmentariamente, comentados e incluso en algunos casos publicados íntegros en medios nacionales e internacionales, se puede recorrer Chiapas y no enterarse en absoluto de dichos comunicados, salvo que a los años siguiendo a los movimientos sociales se haya conocido a algún medio libre local.

 

En Chiapas, la prensa local no está publicando casi nada sobre zapatismo éstos días, a pesar de la masiva movilización de alrededor de 50 mil zapatistas el 21 de diciembre pasado tomando pacíficamente 5 ciudades de Chiapas y a pesar de la intensiva publicación de comunicados zapatistas, cuyo volumen tras esa fecha ya es de 120 cuartillas, 34 803 palabras y 205 471 caracteres.

 

Algunos periódicos nacionales llegan con muy pocos ejemplares a 3 ó 4 de las principales ciudades de Chiapas, y con un sobreprecio de al menos 50% por gastos de flete, costando unos 15 pesos cada ejemplar, mientras los periódicos locales tiene un costo de entre 5 y 7 pesos el ejemplar.

 

¿Si no es noticia la movilización de 50 mil zapatistas en 5 ciudades de Chiapas entonces qué es noticia? ¿No es noticia que cientos ó miles de comunidades insurrectas que ocupan una parte del territorio chiapaneco equivalente al territorio de El Salvador se estén pronunciando? ¿No es noticia que uno de los ejércitos insurgentes que perviven en el continente se pronuncie? ¿No es noticia la construcción de un proceso autónomo en 5 regiones de Chiapas que ya erigieron sus propios sistemas de salud y educación, que tomaron los medios de producción y se autogobiernan? Tampoco son noticia las cotidianas y sistemáticas agresiones gubernamentales y paramilitares contra las comunidades zapatistas. Ni que decir de las otras organizaciones indígenas y campesinas de izquierda independiente que tampoco son noticia, ni los graves crímenes de lesa humanidad que gobiernos y paramilitares cometen contra ellas año con año.

 

Una ó uno puede vivir en, o visitar Chiapas, y no enterarse por la prensa local de la nueva iniciativa zapatista que se está formulando estos días. Es muy crudo el cerco informativo contra el zapatismo en Chiapas, cumpliendo el papel de aislar al zapatismo de la población local que no participa en el proceso de lucha zapatista.

 

Si bien en otras partes del país los cercos informativos contra los movimientos sociales le apuestan a desprestigiar a los movimientos, en Chiapas lo que hace la prensa chiapaneca es hacer como que no existen, hacerles vacío, no hablar de los movimientos sociales ni bien ni mal, simplemente ignorarlos, poner en portada el día a día del gobernador en turno, quien tras dejar el cargo será acusado de corrupción, como tras el final de todos los últimos períodos de gobierno, pero mientras tanto darle trato de rey en turno.

 

A pesar de saber que históricamente el gobierno chiapaneco tiene comprada a toda la prensa local, fue sorprendente el 22 de diciembre buscar en los puestos de periódicos y notar que abundaban las notas sobre las visitas del gobernador a tal o cuál lugar, y que las notas y fotos de la masiva movilización zapatista brillaban por su ausencia. El 23 y 24 de diciembre tampoco se publicó nada.

 

Hubo algunas excepciones, por ejemplo el Cuarto Poder que en la portada incluyó un minititular de sección que balaceaba: “Arriban miles de zapatistas” y le dedicaba una página y 2 fotos en interiores. Por su parte el periódico El Sie7e si puso la nota de portada, con una foto de plana completa de una zapatista con el puño en alto y el titular principal señalando “EZLN marcha en silencio”, además de la portada le dedicó 2 páginas y otras 5 fotos.

 

De ahí en fuera la prensa chiapaneca guardó silencio, y no fue por que la nota no vendiera. Según los expendedores de periódicos la edición del Sie7e se agotó rápidamente, no había entonces desinterés del público sobre la nota, sino que según la mecánica histórica de la prensa en Chiapas el silencio de la prensa cuesta y lo paga sin falla el gobierno del estado. Tras esos días sólo dos pequeños periódicos locales han publicado los comunicados: Mirada sur y Expreso Chiapas.

 

Ese profundo silencio en la prensa local ya lleva desde el levantamiento zapatista, y aún desde decadas antes cuando periódica y frecuentemente dejaban de publicarse las noticias de los abusos de finqueros y autoridades contra la población indígena y campesina.

 

A partir del inicio del sexenio de Juan Sabines (2006-2012) el gobierno de Chiapas fue más allá de la tradicional compra de la prensa local y lanzó un multimillonario contrato publicitario para comprarse a la prensa nacional que tradicionalmente publicaba información sobre las comunidades y movimientos sociales en Chiapas y en particular sobre el zapatismo. Ha sido paradigmático de esa táctica de cerco informativo el caso de la compra de espacios publicitarios en páginas del diario La Jornada donde antes se publicaban denuncias de Chiapas, y donde hoy en día aparecen como notas firmadas por la redacción los boletines salidos del Instituto de Comunicación Social de Chiapas.

 

Para quebrar ese cerco informativo las y los zapatistas han montado una red de radios comunitarias que abarca buena parte del territorio alzado y que difunden noticias, análisis y música sobre el proceso de lucha zapatista. Ello se complementa con la página web de Enlace Zapatista, que es la voz hacia el exterior del zapatismo: http://enlacezapatista.ezln.org.mx/

 

Por otra parte del lado de la sociedad civil existe un siempre joven aunque aún pequeño movimiento de medios libres que desde el 2001 va sistematizando y sacando la información, a pequeña escala, pero que no pocas veces haciendo uso del internet y algunos medios al aire logra ir quebrando el cerco informativo. Sin embargo hacen falta aún medios afuera del internet que lleguen a los barrios y colonias urbanos, así como a las comunidades más alejadas, donde no hay acceso al internet ni señales al aire. Hace falta no sólo lograr que la información se conozca nacional e internacionalmente, sino también localmente.

 

Huelga decir que esos pequeños medios libres son los que si han difundido día con día los comunicados zapatistas, así como las denuncias de los últimos años. A pesar de ello, una o uno puede salir el día de hoy, viviendo en, ó estando de visita en Chiapas y no enterarse de la reciente serie de comunicados zapatistas.

twn Are you sure that you want to switch to desktop version?